IV. El ser natural

 

Despierto rodeado de agua y miro el reloj. Son cerca de la nueve. Checo que la cámara no se haya mojado y descubro que el gran libro de Isaac Assimov que he estado leyendo sí lo está. Empapado. “Ni pedo, así es”, me repito nuevamente como todo mexicano acostumbrado a la adversidad. Tras la empapada de anoche no me siento terregoso, así que decido no bañarme inmediatamente. Voy mejor al pueblo a buscar víveres, pues terminar pagando 20 euros por unas 3 cervezas y una sopa de tomate no es negocio para mí. Al final, resultaría que no me bañaría más allá del estilo vaquero en todo el fin de semana. El olor que expedía al final de mis partes nobles era el de un verdadero ser natural.

 

DSC_0576

 

V. Devastación de roca y metal

 

Llego de nuevo al campo del Metal Meeting y, para mis gustos no hay mucho qué elegir a esa hora: Brainstorm y Hacktivist. Los primeros me suenan menos computacionales, menos chicos de la nueva hola así que voy al escenario principal. Nada mal. Sus rostros presentan ya arrugas y la piel de sus brazos pliegues, garantía de que van a tocar cosas de mi interés aunque no los conociera previamente, pues su primer album fue de 1997, cuando Cynic, Atheist y el metal cruzado con el Jazz predominaba en mi gusto. No defraudan. Es power metal con punch y voces gruesas. No hablan de hadas sus canciones. Mucho menos de vampiros o de caballeros. Hablan de todo y de nada en particular. Me agradan. Si lo recuerdo, bajaré canciones de ellos en The Pyratebay. Si no lo recuerdo, no me daré de topes en la pared.

El siguiente bloque de grupos parece ser peor. Veo las fotos de la guía del festival y caigo en la cuenta que tengo que elegir entre After the Burial, con las camisas de cuadritos, los tenis sin calcetines y el gel que traza la rayita en el peinado, y Amaranthe con su metal a la The Gathering para morras y chavos que no conocieron a The Gathering. Me decido por los que me quedan de paso y me llevo una grata sorpresa como muchas que me fui llevando ese fin de semana. After the burial, independientemente de que su look no lo sugiera, es una bandota pesada, rápida con riffs que le meten cuarta velocidad al chaca-chaca-chaca del thrash convenional. Bastante más técnicos que las bandas clásicas de thrash, sin que eso sea necesariamente bueno para mi gusto, saben equilibrar lo pesado con lo virtuoso. El flaquito sin calcetines, con camisa y con gel resulta no cantar con sampler sino seca y llanamente gutural. “¡Ah, cabrón, pinches chamacos!”, pienso yo y corroboro que su público pertenece a puro adolescente. Siento mucha esperanza en el futuro del metal, pues a pesar de su corta edad, los chavos no se comportan sin actitud. Slamean con todo. Se dan en la madre con todo. Cantan sin parar. De estos sí me voy a acordar en mi próxima bahía a la piratería.

 

 

Lo que sigue es una banda muy curiosa: Rockstar. ¿Qué es eso, me pregunto? La respuesta: la banda con la que Tim “Ripper” Owens, ex-vocal de Judas Priest, va a participar en la asamblea del metal. ¿El resto de la banda? Kerri Kellig, de Alice Cooper y Slash’s Snakepit, James Kotak de Scorpions, Rudy Sarzo de Quiet Riot y Zig Zag Andreadis de (lo que queda de) Guns ‘n’ Roses. ¿Qué van a tocar? Bueno, pues precisamente Covers de las bandas donde alguna vez tocaron. Le ponen la nota divertida al festival. Rolas que todos nos sabemos, Hell bent for leather, Mr. Crowley, Neon Nights, It’s so easy, Schools out, Rainbow in the dark, Heaven and Hell. La pura buena onda.

 

 

¡Ahora sí… Tankard! Los alemanes cerveceros, los de las portadas cábulas. Por fin en este segundo día una banda que me entusiasmara ver por primera vez y ¡Oh, si habrá valido la pena la espera! Exhilarantes, simpáticos, tupa-tupa y chaca-chaca sin parar. Thrash clásico, de parches y tenis converse. El público es conocedor. Personas de todas las edades se van comprimiendo unas con otras hasta dejar repleto el Marquee 1. Comienzan su acto con Zombie Attack y es inevitable sentir el ritmo invitando a levantar el polvo. Polvo que, por cierto, no había, pues todos los escenarios y sus derredores tenían tarimas sobre la tierra (un buen consejo, aunque costoso, para el Hell & Heaven Fest). El ambiente es extraordinario. La gente baila, se arremolina, cabecea, salta, grita, aplaude, se divierte sin pausa alguna. Los dos Andreas, Frank y Olaf, cheleros como buenos alemanes comienzan a prenderse cada vez más. Se ponen eufóricos. Sonríen sin parar. Se realizan. “There is just one very strict rule in Tankard: Never drink beer before or during the show!!” Nos dice Andreas “Gerre” Geremia mientras abre una chela y se la zampa completa: “This is rules for fools!!!” termina gritando y respondemos en consecuencia con un slam digno de ser filmado. Sube al escenario a una chica junto a mi que las canta todas, la abraza la carga, le da las gracias, le pasa un micrófono se echan el coro juntos. Mi corazón agradece la sencillez y simpatía de Tankard. Cuando su set llega a su fin, Andreas se pone a llorar. La emoción y felicidad que se deben sentir cuando 10 mil personas gritan el nombre de tu banda, por tantos años desaparecida, hoy de nuevo viva, lo hace romper con la imagen del metalero duro que el mundo y nosotros mismos tenemos de lo que somos. Sus lágrimas me impactan mucho.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Bullet for my Valentine, Steak number 8, Kaliban, Dunderbeist… este… mejor me voy a comprar playeras y a convivir con la gente. Está bien que haya para todos. ¡Lo celebro! Pero pues esto no es para mí.

 

 

La siguiente decisión relativamente difícil viene cuando UDO y Agnostic Front tocan al unisono. Pero a los hardcoreros los he visto ya en un par de ocasiones, el viejito alemán nunca antes, así que mi dilema sólo dura unos segundos y me voy al Marquee 1. Corroboro lo que he  pensado desde que me decanté por el rock sabrocito en detrimento de la brutalidad: si una rola tiene coros cantables va a pegar. Los coros de UDO son formidables, todos nos los sabemos, cantamos sin parar. Una de cada tres canciones tiene la palabra Metal (steel) en el título y todas en alguna parte de la letra: Steel hammer, Metal Machine, Metal heart (poca maaaaadre rola de sus tiempos en Accept). Además, Balls to the Wall (Ye-fucking-eah!!), 24/7. Puro hit, pues. como debe de ser. Toquen lo que nos gusta oir y cantar. Una hora de pura felicidad, viendo a un clásico de clásicos, más viiejito y panzón que nunca, pero con su característica voz intacta. UDO es todo un personaje, un ícono del metal. Me siento afortunado de haberlo podido ver.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Lock up. ¿Qué’s eso? Bueno nomás uno de los múltiples proyectos de Shane Embury. Mientras lo veo tocar y escucho su brutal death y su brutal grind, me pongo a pensar que es Shane Embury el metalero a quien más veces he visto en más lugares diferentes del mundo y con quien más he convivido, sin que, claro, él se acuerde de mí en lo más mínimo. Me lo topé en el Chopo y nos fuimos a tomar chelas junto con Ivan Nieblas -El Patas-, el Morris, el Nene, el Samuray, Juan Brujo -sí, ese Juan Brujo-. Luego me lo topé en un Ozz-fest, en un Wacken, en Berlín, en Kreffeld, en Chicago sin que necesariamente estuviera tocando Napalm Death o Brujería, sino que va a los festivales también de espectador. Su Lock up… bueno, como todo lo que hace Embury, pesadote y de excelente calidad, anti-sistémico. ¿Cómo se llamaban sus rolas? Ve tú a saber. GGGGRREHEGQBQENETION!!! FNRRUBDARRRBEUNING!! y cosas así por el estilo.

Quiero ver la hora que es sólo para darme cuenta de que mi celular, que todavía ni acabo de pagar, se me cayó en medio del toquín de UDO. Maldigo mi pinche suerte y me cae encima el sentimiento de culpa por andar en la pendeja. En realidad es el cansancio casi no he dormido (en promedio tres horas diarias) desde hace una semana exacta más el jet lag, más las caminatas, más el slam, más la lluvia, más el ruido. Pero saber eso no mina ni mi culpa ni me recupera del madrazo financiero que será pagar algo que perdí y además tener que reponerlo. Me lleva…

 

 

El momento pinacular del día. Down. Llego tempranito para estar hasta adelante y al centro. Una super morra, chaparrita, con un escotazo, bella del rostro me dice: “Dame chance de pasarme adelante de ti para ver. Son mi grupo favorito y los otros dos hombres a tu lado me mandaron al diablo.” Evidentemente le di chance. Se las supo todas, la morra. No mentía. Antes de comenzar, me dice: “Phil Anselmo es el best frontman ever“. Pienso: “Seeeee, groupie, cómo no“. Salen a escena. Pepper Keenan, Phil Anselmo, Jimmy Bower, Kirk Windset y Pratick Bruders. El local está a reventar y yo medio pacheco, bastante pacheco, gracias a la generosidad de un chico filipino. En Bélgica, el consumo, como en México, recuérdenlo todos, es legal. Anselmo dice simplemente con su voz grave: “We are down, we smoke dope, we play heavy, we don’t fool around, we don’t pretend. We’re gonna have a hell of a show. I want you to sing. I want you to mosh. I wanto you to bang your head you mother fuckers!!”. Comienzan los guitarrazos de Keenan. Anselmo se  mueve, canta, baila con toda su corporalidad. Se golpea la cabeza con el micrófono, para la trompa, nada de “Ey, ey, ey!”, el mueve las manos y el público actúa en consecuencia. Me es evidente que la chica del escote sabía de lo que hablaba. Habiendo visto a Dio, a Ozzy, a Dickinson debo reconocer con admiración, que Anselmo no necesita nada más que estar para prender. Impresionante. Estas tocaron, setlist completo, lo merecen. Fueron la mejor banda de ese fin de semana y por mucho. Down está en la cima de la montaña, los demás a medio camino, en las faldas o en el valle. Eyes of the south, Witchripper, Lifer, Lysergik Funeral Procession, Temptation’s Wings, Pillars of eternity, Losing all. “Ok, no shit who smokes grass here?” El público levanta la mano sin excepción. HAIL THE LEAF., Stone the crow, Bury me in smoke (¡la mejor, la mejor!). Se me va la hora como agua. Quedo anonadado de ver una presentación como esa. Densa. Dura. Stoner del sur en su máxima expresión. Stoner redneck, confederado, del mejor que hay. Anselmo cierra: “Yo no me ando con mamadas de shows prefabricados. Yo no digo “XXXX son el mejor público del mundo esperando no haberme equivocado de ciudad. If you suck, I say you suck. Pero Graspop, belgas, este es uno de los mejores shows que hemos vivido”. Le creo sin duda. Qué actitud de la gente y por consiguiente de las bandas.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Todavía con la sensación de admiración, voy a ver a Saxon y en el camino me encuentro a Araceli, la famosa Ara Metal Girl y su marido, ambos compas del Chopo desde hace décadas. Charlamos. Ellos verán a Absu y yo a los legendarios hard rockeros. La verdad es que, con todo y todo, tras haber visto a Down, a partir de ese momento todo me iba a saber a menos.Faltaban muchas buenas bandas cuyo show disfruté, pero Down juega en otras ligas. Así que le puse poca atención a Saxon para disfrutar el regusto de los sureños.

Slipknot como teloneros. Muy buenos, muy pesados, muy espectaculares, payasitos del mal, sicóticos en su look, pero entre el frío brutal que nos apabullaba ya a media noche y el recuerdo de Down, me parecieron simples, simples…

 

DSC_0575

 

Queda un día y ya estoy exhausto. Voy a mi lugar del campamento, no llovió, así que todo seco. Me hago una torta con una rebanada de queso y nada más. Tomo jugo de uva. Es lo único que ingerí en el día (y chelas). Me duermo de un excelente humor, esperando el domingo…

 

 

 

comentarios
  1. Fabiola dice:

    Te sigo …

  2. Miguel dice:

    Comparando esta reseña con la primera parte, lo que más me interesa es cuando narras el contacto que tuviste con otras personas.

    Sin duda, grcias al intercambio cultural que se da en estos festivales, nuestros juicios sobre el mundo y la gente se enriquecen mucho.

    • Me parece que captaste muy bien el meollo del asunto, Miguel. Inclusive en las fotos se nota más la sociabilidad del sábado, que se intensificó aún más el domingo. justo pensaba, mientras escribía, que eso había sido una de las distinciones más claras entre el primero y el segundo día.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s